PARLAMENTO DARÁ BONO DE 9,900 A SUS TRABAJADORES EN PLENA RECESIÓN

Nacionales

Nuevamente en el Parlamento se repite la “lluvia de millones” que gastó el congresista José Williams cuando era presidente del Congreso, al otorgarle a los trabajadores una bonificación extraordinaria de S/9900 por el día del Trabajador, además, de los S/2.400 mensuales a los asesores y trabajadores de confianza, que sumaban una bonificación de entre S/7.200 y S/14.400 a cada uno.

Esta vez, y antes de que sea navidad, el presidente de la Mesa Directiva del Congreso, Alejandro Soto (Alianza para el Progreso) tomó la posta de “regalón” y “despilfarrador” y a través de un acuerdo de la Mesa Directiva, ha dispuesto otorgar un bono extraordinario de S/10 mil soles para los trabajadores del Parlamento, aparte de las remuneraciones que perciben mensualmente.

Mediante el Acuerdo 045-2023-2024, decidieron otorgar un “bono extraordinario” equivalentes a 2 Unidades Impositivas Tributarias (UIT), de S/9900 a los trabajadores activos del Congreso, que se encuentren en cualquier “régimen laboral o ámbito organizacional en que se desempeñe”.

La medida, “no tiene carácter remunerativo, compensatorio ni pensionista y no está sujeta a cargas sociales”, indican en el documento.

El incentivo lo pidieron el Sindicato de Trabajadores del Poder Legislativo (SITRAPOL) y el Sindicato de Trabajadores del Congreso de la República (SITRACON) y fue bien recibido por la Oficina de Planeamiento, Presupuesto y Modernización. Posteriormente fue derivado a la Oficialía Mayor, quien trasladó el informe a la excongresista Marisol Espinoza, en su calidad de directora general de la Dirección General de Administración, para que acelere el trámite y lo efectúe lo más pronto posible.

Sin duda, los parlamentarios se han ganado a pulso la inmensa desaprobación que tienen de parte de la ciudadanía, no solamente por realizar una mala representación, sino, por el afán de querer despilfarrar el dinero público para sus gollerías, pese a la recesión y a la paupérrima situación económica que hoy enfrentan las familias peruanas.

Deja una respuesta